Consumo eficiente de los recursos naturales: el reto del siglo XXI

Home/DCN, Destacadas/Consumo eficiente de los recursos naturales: el reto del siglo XXI

Consumo eficiente de los recursos naturales: el reto del siglo XXI

Cualquier proyecto urbanístico que busque la excelencia en sostenibilidad debe trabajar sobre ocho categorías: regeneración urbana y sostenibilidad económica, preservación de valores ambientalesmodelo urbano  compacto y mixto, movilidad y conectividad, interacción social y equipamientos, eficiencia de recursos, innovación aplicada y Smart City, habitabilidad y bienestar.

Estas ocho categorías se construyen unas a partir de otras, adaptándose a la realidad del territorio en el que se desarrolla cada proyecto, aprovechando las oportunidades que éste le ofrece. Pero centrémonos en la sexta categoría, identificada por la firma de ingeniería independiente Arup, que ha realizado el estudio “Sostenibilidad urbana” por encargo de Distrito Castellana Norte. Esta categoría, que aborda la eficiencia de los recursos, es una de las que popularmente más se asocian a la sostenibilidad urbana, dado su impacto sobre el planeta y las personas.

Los nuevos desarrollos deben preocuparse por encontrar un uso más racional y eficiente de los recursos naturales a la vez que dan respuesta a las necesidades de los modos de vida actuales. En este sentido, esta categoría enlaza con la primera: una actuación de regeneración urbana es mucho más sostenible que una de nueva construcción porque tiene un menor impacto en los recursos naturales, en la biodiversidad y en el consumo de energía, al tiempo que mejora las condiciones ambientales y económicas del área degradada.

 

Por otro lado, la ciudad densa, compacta y de usos mixtos sienta las bases para unas infraestructuras más eficientes en fase de planeamiento y permite seleccionar en fases de proyecto posteriores las tecnologías concretas de eficiencia de recursos hídricos, de residuos y materiales, energéticos, humanos y financieros.

Es importante también que los nuevos desarrollos adopten los principios de la economía circular, donde los residuos son considerados como un recurso más, o al menos como un útil subproducto que puede ser reciclado. Los principios de la economía circular permiten reducir el uso de los recursos (las ideas, los materiales de construcción, la energía, el agua y los residuos, los alimentos) aprovechando la escala urbana y las sinergias que puedan surgir entre los diferentes flujos de materias dentro de la ciudad.

A todo esto se añade el concepto que se aborda en la categoría que ocupará nuestra siguiente información sobre sostenibilidad urbana: innovación aplicada y smart city, que permiten potenciar la eficiencia de los recursos.

En este marco, Madrid Nuevo Norte supone una oportunidad única para la ciudad de Madrid a la hora de avanzar rápidamente en el camino de la sostenibilidad y, en concreto, dar pasos de gigante en la eficiencia de los recursos. Además, consciente de su responsabilidad,  Distrito Castellana Norte velará para que la sostenibilidad guíe todos y cada uno de los pasos del proyecto.

Consulte el informe completo

2017-12-27T17:55:40+00:00 27-12-17|DCN, Destacadas|

Nuestro sitio web utiliza cookies con la finalidad de poder recabar información acerca del uso del sitio web.

Utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de facilitar su navegación e identificar problemas para mejorar nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí ACEPTAR

Aviso de cookies