El pasado 16 de marzo se celebró el segundo Comité de Barrio de Chamartín, donde representantes de Distrito Castellana Norte (DCN) y vecinos del distrito se reunieron para hablar sobre el proyecto.

La iniciativa de los Comités de Barrio se inició hace un mes y ya se han reunido en cuatro ocasiones, en Fuencarral, en Las Tablas y dos veces en Chamartín. El objetivo principal de estos encuentros: conocer las opiniones de los vecinos e informarles sobre aspectos concretos del proyecto.

Durante el comité, los técnicos de DCN trasladaron de nuevo a los vecinos su deseo de que se pueda comenzar el proyecto lo antes posible y su convicción de que si hay voluntad por parte de las instituciones, se pueden acortar mucho los plazos. Además, quisieron remarcar la necesidad del apoyo de los vecinos, esencial para que el proyecto salga adelante. Eso sí, no cualquier proyecto, DCN solo quiere un proyecto vanguardista y de calidad, porque a los madrileños no les vale con soluciones a medias. Los vecinos también han vuelto a reiterar que quieren que el proyecto empiece ya.

La directora de Compromiso Social de DCN, Gema del Pozo, señaló la importancia de visibilizar el apoyo que muestran los estudios, en referencia al abrumador apoyo del 91,7% de los vecinos de los barrios más directamente interesados en la actuación, reflejado en la última oleada de encuestas realizada por la firma MyWord.  Este apoyo se sustenta en el convencimiento de los vecinos de que DCN es necesario para Madrid y que por ello deben alcanzarse acuerdos ya.

En esta ocasión, las preguntas de los asistentes se centraron en el transporte público, sobre todo en el plan de DCN de crear un carril exclusivo para autobuses que ayude a evitar los atascos. Como señaló uno de los técnicos, solo desde la A-1 pasan más de veinte líneas de bus al día, lo que frena mucho el tráfico. Este es uno de los problemas que pretende solucionar DCN.

Por otro lado, durante el encuentro también se habló mucho sobre los jóvenes, la importancia de conocer su opinión sobre lo que se quiere hacer. Como expresó uno de los vecinos presentes en el comité, “son ellos los que van a vivir allí”, son los jóvenes los que podrán disfrutar del norte de Madrid que pretende DCN. Y ellos lo tienen claro, quieren un proyecto sostenible y en la vanguardia, a la altura de las grandes ciudades.

El próximo comité está previsto que se celebre en la oficina de información que DCN tiene abierta en Las Tablas.