La escasez de suelo calienta el precio de la vivienda en la Comunidad de Madrid