Los madrileños se reúnen desde principios del siglo XX en el reloj de la Puerta del Sol para comerse las uvas al ritmo de las campanadas del famoso reloj.

El reloj de la Puerta del Sol, listo para recibir el 2020