Madrid Nuevo Norte, un modelo de movilidad del siglo XXI

Home/DCN, Destacadas, Noticias/Madrid Nuevo Norte, un modelo de movilidad del siglo XXI

Madrid Nuevo Norte, un modelo de movilidad del siglo XXI

Frente al modelo de ciudad del siglo XX, que se ha diseñado en función de las necesidades del automóvil, dando lugar a ciudades dispersas y cada vez más colapsadas, el urbanismo del siglo XXI se centra en la construcción de ciudades compactas, pensadas en base a la accesibilidad de las redes de transporte público.

En este nuevo modelo urbano, el transporte público se ha convertido en el factor clave para el diseño de la ciudad, con un objetivo principal: cambiar el paradigma de movilidad de las urbes, ofreciendo mejores alternativas al uso del vehículo privado.

Madrid tiene la oportunidad de entrar en este nuevo paradigma de movilidad gracias a Madrid Nuevo Norte, la actuación de regeneración urbana más importante de Europa.

Este proyecto viene acompañado de una estrategia de movilidad enfocada no sólo al interior de su ámbito de actuación, sino a resolver los problemas de toda la corona norte de la ciudad y que puede verse como una oportunidad para cambiar el modelo de todo Madrid.

El punto de partida del plan de movilidad de Madrid Nuevo Norte es la propia ubicación del proyecto, que cuenta con una accesibilidad privilegiada gracias a núcleos de transporte como la Estación de Chamartín o el intercambiador de transportes de la Plaza de Castilla. Un entorno al que pueden acceder alrededor de cuatro millones de personas en menos de una hora de traslado en transporte público.

Aprovechando esta ventaja, Madrid Nuevo Norte creará con una extensa y superconectada red de transporte público, articulada sobre un sistema de grandes nodos de transporte intermodal que permitirán acceder al tren, al Metro, a los autobuses interurbanos y a los municipales en un único espacio.

Esta red formará un gran eje vertebrador norte-sur del que partirán varios ejes este-oeste que conectarán los barrios de ambos lados del ámbito, hasta ahora aislados y mal conectados con el resto de la ciudad.

Estos nodos de transporte intermodal permitirán que el usuario pueda elegir la mejor opción para su desplazamiento en función de factores como el origen y el destino o el motivo de su viaje, lo que disminuirá la necesidad de desplazarse en vehículo privado y fomentará la realización de viajes más cortos en modos sostenibles como el Metro, el autobús, la bicicleta o a pie.

2018-03-06T09:56:24+00:00 06-03-18|DCN, Destacadas, Noticias|

Nuestro sitio web utiliza cookies con la finalidad de poder recabar información acerca del uso del sitio web.

Utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de facilitar su navegación e identificar problemas para mejorar nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí ACEPTAR

Aviso de cookies